22 octubre 2009

Castillo de Naipes


Destrozado y derrotado.
Así ha ido cayendo tu vida por voluntad propia sin dar tregua alguna para que entrara un ápice de paz en ella.
Te imagino atormentada y no puedo ponerme en tu lugar, sé lo que es el sufrimiento a voces expresándolo con gestos y de manera evidente, pero no concibo tanta angustia ahogada y silenciada...
Ahora ya no estás..y me alegro indirectamente por ti, te preferiría aquí y feliz, pero ese no era tu estado natural desde hace mucho años ya...
Solo tú has sabido lo que tanto te ha conmocionado, esos motivos que te llevaron a callar y tomar el camino más absurdo.... Pero todos te respetamos aunque y es indudable, ahora solo palpemos una enorme sensación de impotencia.
Hasta siempre, Paqui.

3 comentarios:

Avellaneda dijo...

Lo siento mucho SIB... te envío un beso y mucho ánimo para eso que siempre decimos; "seguir para delante"
Un besazo

raindrop dijo...

Mis condolencias.
A tu disposición.

besos

SIB dijo...

Siempre es triste cuando alguien con la que compartiste tiempos antes o ahora, decide irse para siempre... Pero en este caso y aunque repito tristisimo era su voluntad...
Cada cuál debe elegir su destino y su final aunque nos siga pareciendo a los 37 años algo surrealista tomar esa decisión...
Avellaneda, seguimos para delante, estate segura de ello..
Rain, sé que siempre estás en el momento oportuno y asi os lo agradezco a los dos...
Muchos besos,